Noticias de Liébana


PARO EN LIÉBANA

A 31 de diciembre de 2013

Ya se han hecho públicos los datos oficiales del paro y de la afiliación a la Seguridad Social a 31/12/2013 desglosados por municipios, así que vamos a ver cuál es la situación en Liébana y Peñarrubia.

Si en 2013 en el conjunto de España el paro se redujo un 3% y en Cantabria aumentó un 1,08%, en nuestra comarca ha evolucionado mucho peor, con un aumento del 8,97%, alcanzándose ya los 401 parados, 33 más que un año antes. De esos 401 parados, 233 son hombres (un 5% más que en 2012) y 168 mujeres (15% más).

Por municipios, Cillorigo, con 122 parados, y Potes, con 108, concentran el mayor número. Sin embargo, es en Camaleño donde más se ha incrementado, al pasar de 33 a 53 parados, veinte más que suponen un llamativo 60,6% de incremento. En Cillorigo, los 19 parados más que hay suponen un incremento del 18,45%. En Potes el aumento es de seis personas (un 5,88%). En Pesaguero y en Tresviso tienen un parado más en cada uno, que en porcentajes suponen un 5 y un 25% respectivamente.

En el lado positivo, en Cabezón de Liébana hay ocho parados menos (-22,22%); en La Vega, cinco (-11,36%) y en Peñarrubia, uno (-3,85%).


Por sectores, destaca el fuerte incremento en servicios, sector al que pertenecen 283 de los parados lebaniegos, 27 más que al terminar 2012. También en agricultura ha habido un importante aumento, pasando de 15 a 26. El dato positivo aquí viene por quienes se encuentran en paro sin haber trabajado anteriormente que baja de 19 a 14.

En cuanto a los datos de afiliación a la Seguridad Social, digamos que el 31 de diciembre había un total de 1.445 personas afiliadas en la comarca, 23 menos que un año antes (un 1,57% menos). Destaca especialmente la fuerte reducción ocurrida en Cabezón de Liébana (21 afiliados menos, -13,9%) y las más moderadas de Tresviso (3 afiliados menos, -27,27%) y de Camaleño (4 menos, -1,59%). En el lado positivo, en Potes hay seis afiliados más que un año antes (+1,29%). En el resto de municipios o no hay variación o es mínima.

Del total de afiliados, 471 -un tercio del total de la comarca- son de Potes; 258 de Cillorigo; 248 de Camaleño; 172 de La Vega; 130 de Cabezón; 86 de Peñarrubia; 72 de Pesaguero y 8 de Tresviso.

En cuanto a la distribución por regímenes de los trabajadores, llama poderosamente la atención que el 58% de los lebaniegos afiliados están en el régimen de autónomos, es decir, trabajan por cuenta propia, sea en el ejercicio de alguna actividad profesional o agraria, sea como titulares de algún negocio. Son 834 autónomos, 19 menos que un año antes. De ellos, Potes concentra a 206 (ocho menos) mientras que Cillorigo tiene 183 (uno más) por 149 de Camaleño (cuatro más) y 131 de La Vega (tres menos). En el resto de municipios hay menos de 100 autónomos: 73 en Cabezón; 57 en Pesaguero; 29 en Peñarrubia; y 6 en Tresviso.

En el régimen general de la Seguridad Social estaban en alta el 31 de diciembre un total de 535 lebaniegos, el 37% delos afiliados de la comarca, once menos que en 2012. También aquí, lógicamente, la mayoría está en Potes, que cuenta con 240 afiliados (cinco más), siguiéndole a distancia Camaleño con 91 (seis menos), Cillorigo con 63 (igual que en 2012), Peñarrubia con 52, Cabezón con 44, La Vega con 31, Pesaguero con 12 y Tresviso con 2.

El 5% de afiliados a la Seguridad Social que restan se distribuyen entre los sistemas especiales agrarios y de trabajadores del hogar del régimen general. En este último hay 20 en Potes, por 10 en La Vega, 9 en Cillorigo y 8 en Cabezón. En el agrario, ninguno de los ocho ayuntamientos tiene más de cinco afiliados en ese sistema especial.

Este cuadro, con datos oficiales de la Seguridad Social a 31 de diciembre de 2013, resume lo anterior:

Combinando los datos de paro y de afiliación podemos hacer un cálculo somero de la tasa de desempleo, considerando como población activa el número de afiliados a la Seguridad Social más el de parados registrados. La tasa de desempleo así obtenida se sitúa en un preocupante 21,7%, un 1,7% más que en 2012, acercándose cada vez más a la media nacional (25,98% en el tercer trimestre de 2013).

Si aplicamos el mismo cálculo a los ocho ayuntamientos de la comarca, los resultados ofrecen una situación muy desigual de unos a otros. Resulta especialmente preocupante la tasa que se alcanza en Tresviso, con un 38,46% (si bien en términos absolutos es un número reducido de personas) y en Cillorigo, con un 32,1%, lo que indica que casi una de cada tres personas que quieren trabajar no puede hacerlo. En Peñarrubia y Pesaguero la tasa es del 22,5%; en Potes y La Vega, un 18,6 y 18,4 respectivamente; y en Cabezón y Camaleño, un 17,7 y 17,6% respectivamente.



También en esta sección: